sábado, 11 de marzo de 2006

Des-varios

Nueve horas durmiendo es toda una hazaña. Lo conseguí.

El sábado salí pronto a la calle. Hacía un día estupendo y habría ido a la playa un rato si no fuera porque me están construyendo un campo de fútbol al lado de casa. Vaya temporada nos espera; la maldita feria de abril, balompié... y todo lleno de polvo. Será cuestión de ir pensando seriamente en cambiar de barrio, o de pueblo, aunque solo pensar en el traslado me provoca dolor de cabeza.

Tengo un empacho masivo de Tori Amos. Siete de sus albums uno detrás de otro.

Si en los restaurantes hay espacio para fumadores y para los que no lo son, podrían en las discotecas habilitar una sala para el intercambio desmedido de fluídos? Nuestro calvo risueño le metía la lengua hasta el esófago a su pareja y, con toda franqueza, no era un espectáculo agradable de ver.

Cada vez es más frikilandia.

Si no puedo tener un arpa, me dejarán practicar con el violín? Escuchando la lista de Schindler me he encontrado con el señor Itzhak Perlman. No tenía el placer pero, a partir de este momento, creo que voy a desayunar y cenar con él a menudo.

A los conductores de BMW, Mercedes o Audi, cuando compran el coche, les dan una tarjeta tipo la del 1.000 kms que pone algo así como: "vehículo prioritario"? porque no respetan ni a su madre.

Lunes gris, de llovizna y vuelta al invierno.

Desolado paisaje de antenas y de cables, como dice Sabina.

Antesala de los sueños, purgatorio de los deseos.

"Ray and Rachel" - bso "War of the worlds" - John Williams

No hay comentarios: