martes, 27 de septiembre de 2011

Hide: Love Is Hell



Cuando leo a Jorge Bucay siempre me pregunto cómo es capaz de decir lo correcto en el preciso momento. 

Yo no sé decir las cosas en el momento correcto ni oportuno. De hecho, estoy preciosa con mi boca cerrada. 

Releo "Cartas para Claudia", donde habla de Fritz Perls, Georg Groddeck, Krishnamurti, de la Gestalt y la terapia del darse cuenta (Awareness Teraphy).

Me gustan sus palabras y las suscribo.

Quiero que me oigas sin juzgarme.
Quiero que opines sin aconsejarme.
Quiero que confíes en mí sin exigirme.
Quiero que me ayudes sin intentar decidir por mí.
Quiero que me cuides sin anularme.
Quiero que me mires sin proyectar tus cosas en mí.
Quiero que me abraces sin asfixiarme.
Quiero que me animes sin empujarme.
Quiero que me sostengas sin hacerte cargo de mí.
Quiero que me protejas sin mentiras.
Quiero que te acerques sin invadirme.
Quiero que conozcas las cosas mías que más te disgusten.
Quiero que las aceptes y no pretendas cambiarlas.

Es complicadísimo hacer lo que él escribe, todos tenemos tendencia a hacer precisamente lo contrario, es decir, a juzgar a los demás porque no estamos de acuerdo con lo que hacen, a dar consejos innecesarios, a exigir, a decidir qué es lo mejor para los demás, a intentar (o aparentar) que somos superiores, a esperar que se comporten como nosotros lo haríamos, a no dejar espacio, a intentar que alguien "despierte" de la peor forma posible, a hacernos cargo de los problemas de otros, a mentir para proteger, a invadir sin dejar respirar y por supuesto, a intentar cambiar las cosas que no nos gustan. 

Pero quizá exista alguien en este mundo que tenga todas esas cualidades, que desee lo mismo, que entienda, que aún conociendo mis defectos sepa convivir con ellos, porque yo no voy a cambiar. Siempre he dicho que pueden limarse algunas asperezas, canjearse actitudes pero dejar de ser lo que uno es, cómo es... imposible.

Yo quiero añadir uno
Quiero que me quieras sin esconderme.

Porque nadie merece estar escondido; si amas a alguien, la mejor manera de demostrar que te sientes orgulloso de ello, que no te avergüenzas, es mostrarlo al público. A nadie le gusta estar en las sombras o ser la segunda opción. 

 

Photobucket

No hay comentarios: