sábado, 15 de julio de 2006

Dobladas y de canto

Estoy desvelada. Lo atribuyo al bochorno reinante y a mi presión arterial, que debe estar más o menos al mismo nivel que los cimientos de un parking subterráneo.
Además, es mi cumpleaños y, qué caray!, ya he llegado a esa edad en la que prefieres restar a sumar.
Si le añadimos una parte de lástima y otra de indignación, da como resultado un pastel de sabor amargo que pretendo compartir con el resto, para que nadie diga que no soy dadivosa.
Conmiseración ante los esfuerzos lamentables de algunos por esa búsqueda desaforada del amor. Casi podría decir que siento vergüenza ajena al ver como gente que dice controlar su vida deja que ese terror atávico a estar solos les lleve a enconados esfuerzos, parejos al rastreo de los caballeros del grial de las leyendas artúricas, pero que en estos tiempos que corren me parecen desatinados. Esa necesidad de cocinar para dos, ahorrar agua con la lavadora y el lavaplatos llenos y compartir facturas, en algunos llega a ser tan irracional que caen en el ridículo más atroz. Unas sesiones terapéuticas para aceptar vivir en soledad serían altamente recomendables, de verdad.
La segunda mención de hoy está dedicada a los personajes unineuronales que proliferan por la red.
Para desgracia de algunos siempre habrá quien, en esas cabecitas donde cabe poco más que alfalfa, se creen fantasías animadas de ayer y hoy y conviertan a alguien que no han visto nunca en Angelina Jolie, Elle McPherson, George Clooney o Brad Pitt. Se sienten atraídos por la personalidad de esa ventana donde aparecen palabras, frases e iconos; pueden pasar horas y horas departiendo amigablemente, susurrando sus secretos al viento, embaucando, suplicando, halagando para tener una cita. Y qué pasa cuando las miradas se encuentran? que como se han creado una imagen totalmente ilusoria de lo que querían ver, se decepcionan y te hacen sentir violento, muy violento. Algunos, por decencia, o eso piensan ellos, desaparecen paulatinamente, como el gato de Chesire, hasta ser solo una sonrisa. Otros se despiden a la francesa. Y algunos ni eso. Y me pregunto: qué más da como sea físicamente alguien si ha sido capaz de atraerte, entretenerte y hacerte reir? Después de compartir palabras, sentimientos, vivencias, solo porque no sea como esperabas no le vas a dar una oportunidad? queda muy feo. Aunque quizá lo peor no sea lo que te hacen sentir a tí, sino lo que se avergüenzan ellos recordando todo lo que han sido capaces de decirte...
Impresentables para todos los gustos, para poder escoger lo que más nos convenga o merezcamos.
Recuperada del desván de los recuerdos, una letra que bien podría venir a cuento
Yo soy así, es mi forma de ser
que te puedo decir amor
soy bueno soy malo, a veces
y no puedo ser mejor
tengo mi cruz, mis locuras
mis tardes oscuras, mi forma de hablar
soy seco, soy dulce, a veces
y nada me va a cambiar
quiereme tal como soy
con mis noches y mis dias
con mi manera de amar
con mis penas y alegrias
quiereme tal como soy
y si no, sigue adelante
nunca encontrarás amor
más amigo más amante
quédate amor, pero antes
quiereme tal como soy
piensalo bien, es la cruel realidad
no te engañes, no hay nada que hacer
soy tierno, soy duro, a veces
y asi es como voy a ser
"Quiéreme tal como soy" - Sergio Fachelli

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Felicidades Dulcinea de las ondas!!!!
transfigurada en ese caballero que por ti pretendía ir desfaciendo entuertos, le diste golpe de lanza, te apropiaste de rocinante, le diste vacaciones al panzón Sancho, y has empezado tu propia cruzada contra la imbecilidad virtual y real.
Mucha suerte, te deseo lo mejor, te agradezco el estar ahí y el que no cambies...
tu amigo real y virtual

Radio Radiola

Kaos dijo...

Gracias a tí, señor de las emisiones radioleras.

Si cambiara no sería yo, con lo que debería crearme otra historia, otro nombre (más) y volver a empezar de nuevo; eso da pereza ;)

Así que seguiré mi cruzada personal contra molinos de viento armada tan solo de palabras.

Aunque a veces me merezca algunas cosas de las que me suceden, no por eso voy a dejar pasar la oportunidad de cortar cabezas...

Ya sabes, genio y figura...