viernes, 8 de diciembre de 2006

El mismo amor, la misma lluvia

Aspecto que ofrecía la Rambla del Poblenou el miércoles al mediodía




A Maria le gusta pasear por mi Rambla. Y un día como el de ayer más. Silenciosa, serena, invitando a hablar en susurros para no perturbar la despoblada paz. Exceptuando al señor que quería salir en la foto a toda costa y se iba girando para ver si el encuadre era bueno...

Como ya tenemos bar de noche, con historias amenizadas por nuestro camarero más freak, subimos a la parte "pija" dispuestas a la colonización de otros emplazamientos para las tertulias mañaneras.

Bonito tugurio, a fe mía! Nuevo, limpio y barato. Imaginamos historias sobre las personas sentadas a las mesas, que se nos da muy bien.



Tener la calle para nosotras, estilo Fraga, se convirtió en una clase magistral de andares con aplomo y majestuosidad. Fijar la vista en un punto en lontananza (con previsión para no meterte en un charco, kativa) imaginar una pasarela estrecha y andar con un pie delante del otro, cabeza altiva, hombros atrás, metiendo tripa y sin balancear los brazos, pero respira, muchacha, respira!!

Es de recibo, aunque sea a deshora, agradecerle a Carlos el programa radiofónico que me dedicó hace unos días. Bonita voz y magnífica selección de temas. Mis tardes son mucho más llevaderas desde ese momento.

Ayer cambiamos el punto de reunión para nuestra cena semanal. Qué sorpresa nos llevamos! No fue mal del todo, pese a que mi fama me precede ;)


El sol iniciando el declive.
Mi Pepito Grillo particular me aconseja no cometer actos de los que luego pueda arrepentirme, aunque solo en contadas ocasiones haya dado muestras de contricción por algo que he dicho o hecho. Esta vez estoy de acuerdo con ella, diferentes motivos, misma conclusión.
Una frase de esas que a veces escuchas en la caja tonta y se convierten en dogmas:
"Las mujeres no solo estamos condenadas a querer lo que no podemos tener, sino que deseamos lo que en el fondo no queremos."
Otro día lo desarrollaré mejor.
Please lock me away
And don't allow the day
Here inside where I hide
With my loneliness
I don't care what they say
I won't stay In a world without love
Llueve. Las obligaciones pesan.
Watercolors - Pat Metheny

No hay comentarios: