sábado, 9 de diciembre de 2006

Fuera de control

- ¿Cómo puedes hablar si no tienes cerebro?
- No lo sé. Pero muchas personas sin cerebro hablan día y noche"

Lluvia

Para un vals, mejor tacones que unas botas de trekking rojas, pero no iba a dejar de bailar por ese pequeño contratiempo. A veces agradezco el espíritu minimalista en la decoración, que me permite dar rienda suelta a momentos como el de esta mañana. Vals rápido, mientras la lluvia caía con parsimonia detrás de los cristales. Mi lindo gatito, apalancado en un sofá donde a duras penas cabemos los tres, levanta la cabeza para mirarme con sus ojos ambarinos y en escasos segundos vuelve a sumergirse en sueños. Está acostumbrado a mis extravagancias. Acompaño el baile cantando la letra. What’s new pussycat?... Como no hay nadie con quien bailar tampoco me llevan la contraria ante los cambios de sentido que efectuo. Siempre en positivo ;)

Sol

Me recuerdan que, a los que nos gusta escribir, lo hacemos por el mero hecho de hacerlo, y que algunos incluso tenemos el coraje de compartirlo con el resto de la humanidad. No escribimos por el aplauso, sino porque es una forma de expresar lo que pensamos y lo que sentimos en ese momento. Ni los halagos vanos ni las críticas feroces nos moverán a cambiar una sola línea de lo escrito. No pretendemos fama ni gloria, ni siquiera reconocimiento.

Aparecen, te sorprenden cuando menos lo esperas, con una frase, un gesto o una mirada dirigida hacia lugares donde solo ellos saben qué se esconde. Y te hacen perseguir mundos imaginarios.

“Solo puedo decir que sin saber que los había buscado, me encontré delante de aquellos personajes, tan vivos como para tocarlos... Y aguardaban, allí presentes, cada uno con su secreta tortura, que yo los introdujera en el mundo, haciendo de ellos, de sus pasiones y de sus casos un relato.”

Aire

Tiene el ayuntamiento seguro contra accidentes causados por luces navideñas?

Una carta del tarot. Paciencia. Sonrío ante la carta y ante el comentario. -Esperando, simplemente, satisfecha, sin ninguna traza de ansiedad, en armonía, preparada para algo trascendente.- Intuyo cambios en mi fortificado universo. Algo se ha movido, pero una botella que dice "veneno", siempre hará que te sientas mal después de beberla, por agradable que sea su sabor. Me debato entre no quiero y no puedo.

Como el día, también mis biorritmos campan por sus respetos sin orden ni concierto, pasando de un estado a otro con la misma celeridad que la imaginación.

Quizá únicamente sea un personaje en busca de autor...

You need me, but I don't know what I need.

Think - Aretha Franklin

1 comentario:

Nano dijo...

Es que quieres bajar de tu monte olimpo para sentirte mortal, ¿te estás humnizando?, o es solo un reflejo del arcoiris que perfora mis pupilas. quien sabe. quizá, y solo quizá, sea una tactica tuya para mordernos en el cuello y recuperar sangre de la donada. Ya ves no puedo reprimirme, es mi naturaleza. siempre en la brecha, atacando y dando fuerte con un palo de eso que llevan los ciegos. gracias por el té de sésamo.