lunes, 24 de diciembre de 2007

A casa por vacaciones



Me dicen que escriba mi carta a papá Noel o a los reyes magos de oriente...


No me seduce el oro, aunque reconozco que casi todo puede alquilarlo. Casi. Por mucho dinero que uno tenga, no puede comprar el cariño ni la salud. Mejor dejamos que Melchor se lo de a algún tio Gilito que se pasará horas en su sótano contando lingotes.

El incienso no está mal, pero toneladas de él harán que mi casa parezca cualquier catedral cuando sacan el botafumeiro. Dejemos que Gaspar provea a las iglesias del mundo.

Los perfumes de ahora ya no llevan mirra y no pretendo embalsamar muertos, así que también desdeñaré la resina. Baltasar puede regalársela toda a las empresas que elaboran dentífricos.



La verdad es que en mi casa siempre se ha celebrado el 6 de enero. Primero, porque antes no estaba tan en boga Santa Claus; segundo, porque no querían estafarme un regalo; tercero, porque habríamos reclamado más la noche de reyes; cuarto, al no tener tantos días de fiesta para trastear con los regalos, había menos posibilidades de que nos hartásemos de ellos y también de que se rompieran con tanto uso. Como persona egocéntrica que soy, ahora preferiría que un señor orondo con cara de haberse tomado unas copas de más bajara por la chimenea que nunca he tenido y dejara en el calcetín... no podría dejar nada, porque lo que quiero no cabe en un calcetín.


Michael Ende escribió, además de sus conocidos "La historia interminable" y "Momo", una historia infantil titulada "El ponche de los deseos"; un cuento sobre malos y buenos (humanos y animales) donde la noche de san Silvestre, a ritmo de chupito va, chupito viene de un ponche especial, se pueden pedir todos los deseos que se quieran, que estos van a cumplirse. El brebaje puede que fuera vomitivo, pero de buena gana le daría unos cuantos tragos si pudiera ver realizado un sueño.



Qué quiero yo por navidad? Lo imposible.



I don't want a lot for Christmas.
There's just one thing I need.
I don't care about presents
Underneath the Christmas tree.
I just want you for my own,
More than you could ever know.
Make my wish come true.
All I want for Christmas is you.

No hay comentarios: